Elene Deisadze (izq.) navegaba en TikTok en 2022 cuando se vio a sí misma. Anna Panchulidze (der.) se le parecía mucho.

La red social las hizo amigas sin saber que tenían el mismo ADN; fueron secuestradas al nacer

Ciudad de México (Marcrix Noticias).- Elene Deisadze, originaria de Georgia, exploraba TikTok en 2022 cuando quedó asombrada al encontrar a una chica que se parecía mucho a ella, por lo que la adolescente europea no perdió tiempo y contactó de inmediato a Anna Panchulidze, quien parecía ser su doble.

La conexión entre las dos fue instantánea. Resultó que el vínculo entre ellas era más profundo: ¡compartían ADN! Después de varios meses de conocerse por internet, ambas descubrieron que eran adoptadas.


Después de varios meses de conocerse en línea, descubrieron que eran adoptadas. Una prueba de ADN reveló que son gemelas idénticas.

Al tomar conciencia de que ninguna de las dos conocía a su familia biológica, las jóvenes decidieron hacerse una prueba de ADN y descubrieron que no eran simplemente parecidas: ¡eran gemelas idénticas!

“Nos hicimos amigas sin sospechar que pudiéramos ser hermanas, pero ambas sentíamos que había un vínculo especial entre nosotras”, explicó Elene a la prensa internacional. Ambas quedaron sumamente impactadas con la revelación.

La prueba de ADN de Elene y Anna fue organizada con la ayuda de la periodista georgiana Tamuna Museridze, quien investiga un plan de secuestro en ese país que parece haber ocurrido desde 1950 hasta 2006.


La periodista georgiana Tamuna Museridze ha ayudado a reunir a cientos de familias tras descubrir un antiguo plan de trata de niños en su país.

“Descubrimos que era algo sistemático y que más de 100 mil niños fueron robados en los hospitales de Georgia”, reveló Museridze.

La comunicadora indagó más y reveló que la mayoría de las vece el personal del hospital mentía a los padres diciéndoles que sus hijos habían muerto al nacer y luego eran vendidos a familias que desconocían que los bebés habían sido secuestrados.

Fue así como la madre de Ana, Patmani Parkosadze, confirmó que pagó miles de dólares para adoptarla en 2005, después de esperar años por un bebé, sin embargo, no tenía idea de su procedencia.

Por su parte, la madre adoptiva de Elene, Lia Korkotadze, expresó que adoptar en un orfanato parecía prácticamente imposible debido a las largas listas de espera, por lo que optó por pagar por su bebé.


La madre adoptiva de Elene, Lia Korkotadze, dijo que “adoptar en un orfanato parecía prácticamente imposible debido a las listas de espera increíblemente largas”. Ignoraba que la bebé era secuestrada.

En tanto, Anna y Elene están agradecidas con las familias que las criaron y por haberse encontrado, pero aún esperan reunirse con sus padres biológicos.

“Tal vez ni siquiera saben que existimos porque cuando los niños fueron adoptados a veces les mintieron a sus padres biológicos; les dijeron que su hijo estaba muerto. Tal vez nuestros padres piensan que estamos muertos, que ni siquiera estamos vivos; sería genial encontrarlos y decirles la verdad”, dijo Elene.

Fuente: Excelsior, New York Post.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Gracias por Visitarnos !!